15 Feb 2016

7 trucos malos, utilizados para engañar a la gente online

Amenazas

En Internet puedes encontrar, literalmente, de todo, y desafortunadamente, esto incluye a personas malintencionadas. Existen miles de formas de engañar legal o ilegalmente, algunos incluso se pasean por el lado fraudulento o salvaje. No importa el nivel, todos suelen encontrar a sus víctimas.

bad_tricks_featured

Si quieres evadir cualquier tipo de engaño online, por favor ten en mente que siempre hay gente intentando aprovecharse de ti. Intentarán extraer tus datos personales (legalmente a través de alguna red social o con cualquier otro recurso malicioso) o te harán descargarte un malware, o intentarán acceder a tu cartera digital o cuenta de banco. Si sospechas de alguien que te quiere hacer esto, no bajes la guardia.

Para ayudarte en este tipo de situaciones, hemos hecho una lista con algunas malas pasadas de las que debes protegerte.

  1. ¿Te gusta? Independiente de que estén buscando atraer audiencia o aumentar sus ganancias, muchas páginas web optan por los trucos sucios. Tal vez el más vil sean los pop-ups. Son molestos por defecto, pero cuando están acompañados de botones falsos para cerrarlos, estos se vuelven insoportables. Estas ventanas simplemente rehúsan marcharse hasta que realices una acción, como entrar a tu correo electrónico o a una página llena de anuncios. Es por eso que muchas personas evitan hacer clic o interactuar con cualquier ventana de pop-up.

Otra mala opción empleada por estos malhechores es convertir el botón de “cerrar” en un hipervínculo no tan evidente, que dice algo como “Me gusta tu increíble página”. Los usuarios sin experiencia podrían hacer clic en “me gusta” y “compartir” la página solo para deshacerse del pop-up, pero lo único que conseguirán es recibir spam adicional.

Las páginas que recurren a este tipo de tácticas, son aquellas en las que no deberías confiar. Lo más probable es que si son así de agresivos para recopilar tus datos, no te mostrarán ningún respeto una vez que los consigan. No hagas clic en los botones de “me gusta” y “compartir” solo para cerrar la ventana de pop-up. Es mejor buscar el verdadero botón para cerrarla. Si esta página te trata mal, ¿por qué darle tus datos personales?

2. ¡Descarga completa a máxima velocidad! Algunas páginas de imágenes y los trackers de torrent, colocan el botón de descarga en la parte inferior de la página, pero también la llenarán de botones grandes de descarga para llamar la atención de los usuarios sin llevarlos a la descarga que esperaban.

Desafortunadamente, en este caso, los usuarios pueden descargar e instalar cualquier otra cosa fácilmente, más concretamente una de las aplicaciones creadas por el socio publicitario de la página web.

A esto se le llama adware. Si no quieres encontrarte en la situación de tener que limpiar tu sistema de un montón de aplicaciones innecesarias, deberías revisar cuidadosamente cada archivo que descargas. O puedes instalar Kaspersky Internet Security, que protege a los usuarios de problemas como este.

3. ¡Atención! ¡Tu PC está infectado! Los pop-ups falsos son incluso más peligrosos. Imitan las notificaciones de tu sistema, mensajes de páginas de citas y redes sociales, o advertencias de “se ha detectado un virus”. En el mejor de los casos, estas notificaciones te redirigirán a páginas de publicidad donde puedes descargar un “antivirus” inútil o iniciar sesión en una página de citas mezquina.

En el peor de los casos, los estafadores podrían espiar las sesiones de tu navegador y detectar cuando abras, por ejemplo, tu banca online. Es entonces cuando salta una ventana de pop-up que imita las notificaciones de tu banco. Los usuarios engañados podrían iniciar sesión dentro de su “cuenta bancaria”, compartiendo sus credenciales con los criminales.

Puedes deshacerte de cualquier banner con la ayuda de una extensión de navegador especial, como AdBlock. Los usuarios de Kaspersky Internet Security también pueden activar la función de Anti-Banner.

4. ¡Descarga un software gratis sin registrarte! Al buscar un software por la red, te puedes encontrar fácilmente con varias páginas web que ofrecen descargar software “útil” como los drivers, parches y actualizaciones de sistema por el maravilloso precio de… Gratis, pero en realidad solo difunden malware. Es una estrategia antigua, pero eficiente. Si no quieres que te engañen, deberías descargar software solo de los sitios oficiales o páginas web de terceros que sean de confianza. Si quieres obtener el software, hazlo bien.

5. ¿Me puedes dar tu pasaporte, por favor? Los estafadores actúan con descaro en las subastas online y plataformas de compras como eBay. Particularmente, pueden robarte dinero independientemente de quién seas: un vendedor o un comprador.

Es por eso que debes tener mucho cuidado cuando la otra parte te pide hacer algo. Si esta persona quiere un código secreto por SMS “para comprobar algo”, tu código CVV2 o cualquier otra cosa extraña, no lo compartas. O al menos contacta con tu banco, que seguramente te dirá lo mismo: no lo hagas.

6. ¡Un millón a la semana! Mucha gente quiere dinero fácil, pero deberías mantener la calma si no quieres convertirte en la víctima de otra pirámide financiera, o de un HYIP (en español, programa de inversiones de alta rentabilidad). Puedes estar seguro: la mayoría de programas de inversión sin nombre, que trabajan online (y offline), desaparecerán mucho antes de que puedas sacar tu dinero.

7. ¡Funciones “extras”! Existen trucos malos para engañar a usuarios de trackers de torrent y páginas web con juegos piratas. Imagina: estás intentando descargar un libro o una película de una página de torrent desconocida. ¿Es necesario explicar que es una mala idea?

Hay muchas páginas web que imitan trackers de torrent, pero en vez de archivos piratas, difunden keyloggers, troyanos y ransomware, básicamente todo tipo de malware. En términos de ciberseguridad, es muy malo descargar cualquier cosa de páginas desconocidas. Si te arriesgas, verifica las extensiones de los archivos. Si ves .exe en vez de .doc, .rtf, o .torrent, te están engañando. De hecho, es necesario verificar con un antivirus todos los archivos descargados de fuentes poco fiables.

En conclusión, nos gustaría añadir que todas las páginas de confianza intentan mejorar su interfaz haciéndola más sencilla para el usuario. Si ves que una página web tiene muchos anuncios o spam que demandan tus datos personales, no la utilices. Protégete, instala un buen antivirus. Solo podemos recomendarte Kaspersky Internet Securtiy, una solución de seguridad premiada, que te protegerá de todo tipo de amenazas en Internet, incluso de más cosas.