Skip to main

Recibe un mensaje de correo electrónico pidiéndole amablemente una donación para las víctimas del huracán más reciente que ha tocado tierra. El dominio del remitente es "help@ushurricanesurvivors.net" y, aunque la organización podría ser legítima, nunca ha oído hablar de ella. Por lo general, su carpeta de spam le protege de este tipo de correos electrónicos, pero por alguna razón este se encuentra en la parte superior de su bandeja de entrada. Es un experto en informática y nunca corre riesgos con cualquier mensaje de correo electrónico de una organización que le solicita información personal y financiera. Esto es especialmente cierto cuando no lo ha solicitado y no puede verificar su identidad.

Seremos el objetivo de estos correos electrónicos de phishing cada día, tanto si nos gusta como si no. La mayoría de nosotros nos hemos vuelto relativamente buenos a la hora de identificar estos correos electrónicos y usamos el sentido común para no cumplir sus peticiones. Aún así, no siempre está claro qué pasos llevar a cabo cuando recibe un mensaje de correo electrónico de phishing que ha eludido su carpeta de spam.

¿Cómo son los correos electrónicos de phishing?

Una de las razones por las que los correos electrónicos de phishing son tan siniestros (y por desgracia, a menudo suelen tener éxito) es que está diseñados para parecer legítimos. A veces es difícil reconocer lo que es verdadero y lo que es un intento de phishing. Por lo general, las siguientes características son comunes en los correos electrónicos de phishing y deberían despertar sus sospechas:

  • Archivos adjuntos o enlaces
  • Errores ortográficos
  • Gramática descuidada
  • Gráficos poco profesionales
  • Urgencia innecesaria sobre la verificación de su dirección de correo electrónico u otra información personal de inmediato
  • Saludos genéricos como "Estimado cliente"

Consejos para evitar correos electrónicos de phishing

Permanecer alerta para detectar correos electrónicos de phishing es la clave. Si se ha topado con alguno en su bandeja de entrada, utilice estas estrategias para evitar ser víctima de un ataque de phishing.

Elimine el mensaje sin abrirlo.

La mayoría de los virus se activan cuando abre un archivo adjunto o hace clic en un enlace dentro de un correo electrónico. Pero algunos clientes de correo electrónico permiten scripting, lo que hace posible tener un virus simplemente al abrir un correo electrónico sospechoso. Lo mejor es que evite abrirlos.

Bloquee manualmente al remitente.

Si su cliente de correo electrónico le permite crear manualmente un bloqueo, debe hacerlo.

Tome nota del dominio del correo electrónico del remitente y añada al remitente a una lista

de bloqueados. Esto es especialmente inteligente y útil si comparte el correo electrónico con alguien

de su familia. Alguien podría toparse con un correo electrónico que parece legítimo

en una carpeta distinta a la de spam y hacer algo que no debería.

Añada otra línea de defensa.

Nunca se está demasiado protegido. Considere comprar un software antivirus para ayudar a supervisar su correo electrónico.

Recuerde que la mejor manera de manejar un correo electrónico de phishing es eliminarlo inmediatamente. Adoptar cualquier medida adicional para limitar su exposición a estos ataques es una ventaja.

Artículos y enlaces relacionados:

Productos:

Correos electrónicos de phishing: cómo reconocerlos y evitarlos

Descubra cómo reconocer las características comunes de los correos electrónicos de phishing y obtenga tres principales consejos para evitar el hackeo.
Kaspersky Logo